slider produkte

Default Kopfgrafik

Kopfgrafik Entspannung 1903x550

Aparatos ejercitadores de manoImprimir

Entrenamiento estabilizador mediante pequeños ejercitadores de mano

El mayor enemigo de la espalda es la falta de actividad física. Los músculos de la espalda se atrofian sobre todo como consecuencia del abuso de la postura sentada. Se cuentan por millones las personas afectadas, que, en etapas posteriores de su vida, tendrán una alta probabilidad de padecer dolores de espalda. El remedio más efectivo consiste en un plus de movimiento específico. Con los aparatos de entrenamiento adecuados, se facilita mucho el movimiento específico, y si se trata de pequeños ejercitadores de mano, también es posible realizarlo en cualquier lugar. Continúe leyendo para conocer el motivo de esto, y cómo se efectúa un entrenamiento óptimo de la espalda.

¿Cómo entrenar la espalda de manera óptima?

Para responder a esta pregunta, merece la pena hacer un repaso de nuestra anatomía: en la espalda tenemos alrededor de 150 músculos encargados de mantenernos erguidos. Estos se encuentran distribuidos en tres capas, y son, sobre todo, los músculos ubicados a mayor profundidad los que requieren de nuestra atención. Con aparatos de entrenamiento especiales, es posible ejercitar esta capa profunda –también llamada musculatura autóctona– de forma óptima.

La característica más importante de estos aparatos de entrenamiento tan especiales: deben generar un impulso dosificado de alta intermitencia. Los pequeños y rápidos movimientos de agitación, también llamados «micromovimientos», producen estos impulsos en la musculatura profunda, encargándose así del denominado «efecto impacto». Los micromovimientos estimulan, sobre todo, las fibras de la musculatura autóctona, que se extiende, a lo largo de la columna vertebral, desde las caderas hasta la cabeza, pasando por el tórax. Por supuesto, las dos capas musculares superiores también salen beneficiadas de los programas de entrenamiento que recurren al efecto impacto.

El efecto impacto marca la diferencia

El efecto impacto puede obtenerse mediante un cuerpo hueco relleno de aire y cuerpos pesados. Estos cuerpos huecos, que pueden usarse de forma individual o por pares, disponen, por ejemplo, de una superficie granulada o de características similares, que provocan reacciones musculares a través del sentido del tacto y de la sensibilidad profunda. Son aparatos que se adaptan bien a la mano, por lo que podemos utilizarlos estando en diversas posiciones: sentados, de pie o acostados.

La sensibilidad profunda se vale de órganos receptores del propio cuerpo (propioceptores), que comunican permanentemente al sistema nervioso la postura y la posición del cuerpo en el espacio. Estos órganos transmiten la información a los músculos profundos a una velocidad de 650 kilómetros por hora. Debido a la alta velocidad, los movimientos dejan de ser controlados conscientemente a través del cerebro, para ser gestionados a modo de reflejos por la médula espinal. Cuanto mejor funcione este mecanismo y cuanto más fuertes se encuentren los músculos profundos, menos dolores de espalda padeceremos.

Resumen

  • Deben ser capaces de generar impulsos de movimiento dosificados de alta intermitencia, ya que estos impulsos estimulan la musculatura profunda y contribuyen a la estabilización del tronco. Por tanto, no deberían estar completamente rellenos de un peso, al contrario que una pesa convencional.
  • Debe ser posible ejercitar simultáneamente la mano derecha y la izquierda. Los aparatos deberían ofertarse por pares.
  • Los aparatos deberían adaptarse bien a la mano y no resultar incómodos durante su uso. La superficie debería estimular los órganos receptores del propio cuerpo encargados de la sensibilidad profunda. Concepto clave: superficie granulada.
  • Para el entrenamiento no hacen falta grandes pesos. En cualquier caso, los aparatos no deberían ser ni muy ligeros ni muy pesados: el peso ideal está entre los 250 y los 500 gramos.
  • Especialmente para los principiantes, es importante que el producto disponga de un manual de fácil comprensión. El aparato debería traer consigo las respectivas recomendaciones de entrenamiento.
  • Los aparatos de entrenamiento deberían poder utilizarse también en el agua. En este sentido, son importantes las correas de muñeca, de modo que los aparatos no se pierdan tan fácilmente.

Requisitos mínimos

  • Disponibles por pares para un entrenamiento simultáneo de la mano derecha y la izquierda.
  • De agarre cómodo.
  • Superficie o características similares capaces de provocar reacciones musculares a través del sentido del tacto y de la sensibilidad profunda.
  • Generación de impulsos dosificados de alta intermitencia: efecto impacto.
  • Aptos para utilizarse en diversas posturas.
  • Peso cómodo (250-500 gramos).
  • Alta calidad del producto y de los materiales.
  • Aprendizaje y uso sencillos.
  • Instrucciones comprensibles con objetivos de entrenamiento.

Otra característica importante

  • Aptos para usarse en el agua.

Productos con el sello de calidad AGR de este área

Fabricantes

TOGU GmbH
Atzinger Str. 1
83209 Prien-Bachham
ALEMANIA
Tel. +49 8051/90 38 0
Fax +49 8051/37 45
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
www.togu.de

información adicional

Vídeo