slider produkte

Default Kopfgrafik

Kopfgrafik Entspannung 1903x550

Mesas elevadorasImprimir

Con las mesas elevadoras se lleva ergonomía al lugar de trabajo en la industria y el comercio

Muchos puestos de trabajo en la industria, pero también en otros sectores comerciales, incluyen elevar y trasladar cargas pesadas, lo que muchas veces implica cargas extremas para la espalda y la columna vertebral.

Cada vez más empresas utilizan mesas elevadoras como medida preventiva y de asistencia. Es una manera de hacer ergonómicos los procesos de trabajo, reduciendo drásticamente los problemas de la espalda y logrando una mayor seguridad en el trabajo.

Aunque las mesas elevadoras se están volviendo cada vez más comunes y son bastante conocidas, sigue siendo urgentemente necesario dar a conocer su utilidad.

Mayor eficiencia gracias a una postura de trabajo saludable para la espalda

Una buena mesa elevadora no solamente debe poder colocar las cargas a la altura ergonómica de trabajo correspondiente, sino que son los detalles importantes (por ejemplo, la facilidad de mando, el reajuste sin problemas, el tamaño flexible de la plataforma, la libertad de movimiento de los pies, etc.) los que posibilitan una postura de trabajo adecuada para la espalda.

La carga y descarga se vuelve más fácil. Se ahorra energía, y hasta la fatiga se reduce, con lo que aumenta el rendimiento en el trabajo. Las posibilidades flexibles de uso gracias a su movilidad y fácil integración en todos los lugares de trabajo permiten una óptima adaptación a las diversas condiciones de trabajo.

Resumen

  • La altura de la mesa debe poder ajustarse de forma gradual. Este ajuste gradual es imprescindible para que la altura de trabajo se pueda adaptar a la estatura del operario: las mesas elevadoras de forma plana deben poder elevarse a una altura de hasta 75 cm, las mesas elevadora de montaje a una de hasta 120 cm, aproximadamente. Para poder alcanzar desde la mesa los objetos que se encuentran a más altura sin que la espalda sufra, la altura de construcción de la mesa elevadora en la posición más baja no sebe sobrepasar los 10 cm.
  • El tablero de la mesa debe tener el tamaño adecuado. En el caso de la mesa elevadora de forma plana, el tamaño del tablero debe estar adaptado a la paleta de mayor uso (p. ej. 120 x 80 cm). En las mesas de montaje, el tamaño del tablero depende de los requisitos que debe cumplir el respectivo puesto de trabajo.
  • Cuando el tablero se encuentra en la posición elevada, es preciso que los pies disfruten de total libertad de movimiento para que el operario pueda acercarse lo más posible a los objetos que hay sobre la mesa.
  • Su manejo debe ser fácil, sencillo y ahorrar tiempo. Es preciso que los tiempos de elevación y descenso sean homogéneos a lo largo de todo el trayecto de desplazamiento.
  • Aparte de las mesas de uso estacionario existen modelos móviles muy útiles a la hora de hacer frente a las condiciones y puestos de trabajo cambiantes.
  • El tablero de trabajo debe ser flexible, ya que la posibilidad de inclinar y girar la carga que se encuentra sobre la mesa facilitan su retirada y cargamento.

·         Der Tisch muss die richtige Plattengröße haben. Beim Flachformhubtisch soll sie der am Arbeitsplatz überwiegend verwendeten Palettengröße (z. B. 120 x 80 cm) angepasst sein. Bei Montagetischen orientiert sich die Plattengröße an den Anforderungen des jeweiligen Arbeitsplatzes.

·         Eine umlaufende Fußraumfreiheit ist bei einer angehobenen Plattform erforderlich, um dicht genug an die auf dem Tisch befindlichen Gegenstände herantreten zu können.

·         Die Arbeitsplattform muss flexibel sein, denn die Neigbarkeit und Drehbarkeit der auf dem Hubtisch befindlichen Last erleichtern die Entnahme bzw. die Beladung.

·         Die Bedienung muss einfach, problemlos und zeitökonomisch erfolgen können. Gleichmäßige Hub- und Senkzeiten über den ganzen Weg sind erforderlich.

·         Neben einer stationären Einsatzmöglichkeit sind mobile Varianten sinnvoll, um wechselnden Arbeitsbedingungen und Arbeitsstandorten gerecht zu werden.

Requisitos mínimos

  • Ajuste de la altura de progresión continua
  • Altura de construcción máxima: 10 cm
  • Tamaño correcto del tablero
  • Libertad de movimiento para los pies a su alrededor
  • Facilidad de mando

Otra característica importante

  • Posibilidad de inclinar la carga que se encuentra sobre la mesa elevadora
  • Posibilidad de girar la carga que se encuentra sobre la mesa elevadora
  • Movilidad
  • Otras opciones que cumplan con los requisitos del lugar de trabajo

Productos con el sello de calidad AGR de este área

Fabricantes

FLEXLIFT Hubgeräte GmbH
Eckendorfer Str. 115
33609 Bielefeld
ALEMANIA
Tel. +49 521/78 06 0
Fax +49 521/78 06 11 0
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
www.flexlift.de

información adicional

Para poder evaluar qué equipamiento adicional se necesita, es preciso realizar previamente un análisis cualificado del lugar de trabajo.

También resulta de utilidad llevar a cabo medidas complementarias, como el asesoramiento cualificado del trabajador a cargo de especialistas en puestos de trabajo, tales como médicos laborales, fisioterapeutas, expertos en espalda, etc., con objeto de optimizar el comportamiento saludable para la espalda del trabajador (p. ej. la impartición de las técnicas de elevación y transporte correctas).

Básicamente rige que el mayor éxito queda garantizado cuando se combinan ayudas técnicas saludables para la espalda (como las mesas elevadoras) y el entrenamiento del comportamiento y, en su caso, también el entrenamiento de los músculos. Los problemas del trabajador se reducen y con ello también los días de enfermedad. Además, aumenta su motivación, un aspecto que, sin duda, es en interés de todo empleador. Las ayudas técnicas, como p. ej. las mesas elevadoras y los sistemas Mobillift, reducen el esfuerzo durante los trabajos de montaje y/o la manipulación de piezas, paletas, jaulas o demás contenedores de transporte pesados en el lugar de trabajo. Esto rige, particularmente, para los puestos de montaje, donde no solo supone una carga para el cuerpo el peso de la pieza transportada, sino también las constantes secuencias de movimiento. Los sistemas Mobillift asumen el trabajo de elevación, vuelco, vertido, giro, descenso, sujeción, desplazamiento y balanceo de cargas propiciando así la realización de secuencias de trabajo ergonómicas.

Um über die benötigte Zusatzausstattung entscheiden zu können, ist eine qualifizierte Arbeitsplatzanalyse im Vorfeld erforderlich.

Sinnvoll sind ergänzende Maßnahmen, wie qualifizierte Beratung des Einzelnen durch Arbeitsplatzspezialisten, wie z. B. Arbeitsmediziner, Krankengymnasten, Rückenschullehrer etc., mit dem Ziel, das rückengerechte Verhalten (z. B. die Vermittlung von richtigen Hebe- und Tragetechniken) des Einzelnen zu optimieren.

Grundsätzlich gilt: Die Kombination aus rückengerechten Hilfsmitteln, also z. B. den oben genannten Hubtischen, mit Verhaltens- und gegebenenfalls auch Muskeltraining, garantiert den größten Erfolg. Die Probleme des Einzelnen reduzieren sich, ebenso wie der Krankenstand. Die Motivation der Mitarbeiter steigt. Das sollte auch im Interesse jeden Arbeitgebers liegen. Hilfsmittel, wie Hubtische und Mobilliftsysteme, mindern die Beanspruchung bei Montagearbeiten und/oder beim Umgang mit schweren Teilen, Paletten, Gitterboxen oder sonstigen Transportbehältern am Arbeitsplatz. Das gilt insbesondere für Montagearbeitsplätze, an denen nicht nur das Teilegewicht belastet, sondern auch dauerhafte Bewegungsabläufe. Mobilliftsysteme übernehmen das Heben, Kippen, Schütten, Drehen, Senken, Greifen, Fahren und Schwenken von Lasten und fördern somit ergonomische Arbeitsabläufe.