Kopfgrafik rueckenschmerzen schmal

Default Kopfgrafik

Kopfgrafik Entspannung 1903x550

Índice del artículo

El deporte que hace bien a la espalda

Para que la espalda pueda hacer frente a los desafíos de la vida diaria, es necesario fortalecer regularmente la musculatura. “Músculos fuertes ayudan a la columna vertebral a cumplir con su función de soporte y a evitar el dolor de espalda. En esto, el papel del deporte es fundamental. Muchos tipos de deportes favorecen el movimiento y la coordinación, lo que contribuye a la interacción de todos los componentes que mantienen la espalda sana”, recomienda Petra Regelin de la Federación de Gimnastas Alemanes Deutschen Turner Bund.

regina_regelin
Regina Regelin

Sin embargo, no está comprobado científicamente qué tipo de deporte es mejor para quienes sufren de dolor de espalda. Aunque en las competencias de algunas disciplinas se da con más frecuencia el dolor de espalda, ello no quiere decir que se pueda concluir que no sean adecuadas como deporte ocasional para personas con dolor de espalda. Lo más importante siempre es el “cómo”. Con la dosis correcta, un entrenamiento específico y una buena técnica, en casi todas las disciplinas deportivas predominan los efectos positivos. Además del fortalecimiento muscular, el deporte ayuda en casos de estados depresivos, trastornos del sueño y sentimientos de aislamiento, problemas que comúnmente acompañan al dolor de espalda crónico. Vale destacar que los resultados son buenos únicamente si se practica deporte en forma periódica.

“Al seleccionar el tipo de deporte adecuado no es tan importante que se lo considere en general ‘bueno’ para la espalda. Es mucho más importante que sea adecuado para usted: tiene que resultarle entretenido y cuadrar bien con sus actividades diarias”, aconseja Regelin. Si al empezar a practicar un deporte tiene dudas acerca de las exigencias que implica para su salud, le conviene consultar a un médico o un fisioterapeuta.